top of page

Una performance de cavidades anfibias: Sobre “Las arenas del tiempo. Ensayo para una obra de danza"

Actualizado: 2 ene


 

Parece así que el estatus ambiguo o anfibio que encontramos que ocupan nuestros espíritus de valor es lo más natural del mundo. Sin embargo, si la opinión popular que mencioné al comienzo fuera correcta, sería un estatus antinatural. Si físico y mental significarán dos tipos diferentes de naturaleza intrínseca discernibles inmediata, intuitiva e infaliblemente, y cada uno fijado por siempre al trozo de experiencia que sea que califique, uno no ve cómo pudo haber surgido alguna vez algún espacio para la duda o la

ambigüedad. Por el contrario, si estas palabras son palabras de clasificación, la ambigüedad es natural.

William James, Ensayos de empirismo radical, 1912.


 

Lucía Specterman y Aldana Carrasco en escena en el Astrolabio
pH y edit: Mariné Amestoy


 

Línea (inter)media, a media vía entre movimiento, punto y superficie ¿arroja un resultante raso? No, claro que no. Pero ¿cuántas maneras hay de mirar un punto en movimiento? ¿Y dos? ¿Y cien? Da igual. La matemática, en este caso, no ayuda a despejar equis. En Las arenas del tiempo “el caos, como antítesis del orden, no es precisamente el caos” (Klee, P. Teoría del arte moderno). Es, en todo caso, necesariamente (de)jerarquizador. Un medio dinámico que agiliza las formas de las performers que, al danzar, multiplican en/sobre/a través (d)el espacio las invariables y trascendentes cualidades sígnicas.




 


El tiempo como una tragedia de lo divino.


Lucía Specterman interpretando su personaje en "Las Arenas del Tiempo"
pH y edit: Mariné Amestoy

¿Hay necesidad de esbozar un péndulo con las manos? ¿Y con las piernas? ¿Porqué? Las preguntas arriban y derriban la ingravidez (o la sensación de), logrando poner en foco un círculo que, imaginariamente, construye su directora (María Luján Rossi) para simbolizar una (re)conquista temporal y sintética. ¡Tiempo! ¡Tiempo humano! ¡Supra animal! ¡Tiempo y alma! ¿Qué hay detrás de cada incertidumbre hallada? Mejor seguir la traza que deja la obra a medida que avanza en su relato.



 

pH: Mariné Amestoy




 





pH y edit: Mariné Amestoy.




 

 

Ahora bien. El lenguaje no solo es en su forma oral o escrita, se sabe, claro. El lenguaje también es, o tiene la postestad de ser, danza o performance, creación o “acto de crear”. Las Arenas del tiempo establece una relación sixtpartita entre cuerpo, objetos, sombras, colores, claroscuros y movimientos. Y su poética, en tanto estructura o base , es la combinación de todos estos elementos que suman, y combinan, varias dimensiones de un -todoposible-, que resultan en una superficie activa de tintes rosas, rojos y violáceos.




 

 


Lucía Specterman y Aldana Carrasco en escena
pH y edit: Mariné Amestoy


 

Lucía (Specterman) y Aldana (Carrasco), las potentes protagonistas de la obra enuncian, dentro del orden de la producción de sentido, las limitaciones propias del ojo, o el ángulo (¿pobre?) de nuestra mirada. No vemos como queremos. O como queremos ver. Y ese límite hace a lo desconocido un gigante de cuatro cabezas, llamado tiempo, realidad, raclette o dasein.

Los cuerpos "pastan" la superficie donde las bailarinas se mueven profesando paisajes (recuerdos) de aquello que pasó o no pasó, aún, del todo ¡Menos mal!





 




Notas antitéticas sobre la obra.

 



Collage en donde se ven a Lucía Specterman y a Aldana Carrasco investigando con un trompo
pH y edit: Mariné Amestoy

Potencia del instante. Los cuerpos se relevan uno al otro, transformándose en individuos que vienen a ofrecer sus rostros al público en un esbozo de teatro de presentación. No” representan” nada más que a ellos mismos en la desnudez de su ser. En el despojamiento de la escena no hay otra cosa que un tiempo que se comparte en la dirección de este acto. Nosotros estábamos muertos y henos aquí de nuevo vivos.

Joseph Danan, Entre texto y Performance, La cuestión del texto, 2016, pág. 35.




 

 

Estamos vivxs. Sí. No sabemos por cuanto tiempo. No sabemos qué es el tiempo. No sabemos.

Y eso no es algo que nos limite, por el contrario, nos estimula y anima a crear.

Por más arte, entonces.

Por más danza, performance, y obras (maravillosas) como éstas.

Por mucho y más.

Bravísimo.



Flyer de "Las Arenas del Tiempo: Ensayo para una obra de danza" de María Luján Rossi
pH y edit: Mariné Amestoy



 

 

De lado a lado una oveja me conmovía;

La miraba y ella era yo

y nada había por ni para hacer 

solo aceptar 

solo ser.

Entonces me apresuré y corrí al espejo 

pero no era yo

no era 

no.

¿Que importa, si total, puedo ser quien quiera en la imaginación?

Total, ustedes ¿Quiénes son? 

¿VOS, quien te crees que sos?


Mariné


 

LAS ARENAS DEL TIEMPO, ENSAYO SOBRE UNA OBRA DE DANZA. Intérpretes:Aldana Carrasco, Lucía Specterman. Vestuario:Vespa Vestuario.Edición de sonido:Juan Pablo Rossi, Juan Diego Rossi

Música:Juan Pablo Rossi, Juan Diego Rossi.Diseño gráfico:Brenda Re

Dirección general:María Luján Rossi.


Teatro: Astrolabio (Terrero 1456). Función: 26/11.









107 visualizaciones0 comentarios

Comments


Bio

1706735903693_resized.jpg

Críticas

Si te gusta Revista Mariné y querés ayudarnos a crecer, podes comprarnos un cafecito desde $400

 

(https://cafecito.app/revistamarine)

Etiquetas

bottom of page